Un guerrero halla su hogar dentro de sí

Consciente de lo transitorio del mundo, un guerrero halla refugio dentro de sí mismo. Como un animal que retorna siempre a su guarida luego de vagar por la selva, así retorna el guerrero a su interior. Cuando afuera todo se presenta adverso, cuando la brisa de lo pasajero sopla sobre sus mejillas, el guerrero sabe mirarse los ojos por dentro.

1405051_824218190954072_1763477398136366583_o

Mas sabe que allí tampoco está completamente a salvo. Las artes de la guerra le han mostrado lo frágil que puede ser la vida, lo perecedero de sus envolturas. Por ello, en último término, el guerrero se asienta en aquello que puede permanecer tras lo que cambia. El guerrero halla su fundamento en el amor y en el conocimiento de sí, de dioses y demonios.

Lucas Estrella Schultz, Estampa de Guerrero, Grijalbo: Buenos Aires.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s